Menú

La Tiradera

Un blog de Enrique Bethencourt

¿Pueden ser cuestionados los escraches?

“Soy hombre de dudas y pobre del que no dude”, dijo el seleccionador Vicente Del Bosque recientemente. Me aplico el cuento. Aunque no sé si es políticamente correcto hacerlo en estos tiempos. Me pasa estos días con el asunto de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) y la práctica de los escraches.

Considero que el denodado trabajo de sus integrantes ha sido trascendental para extender el conocimiento del problema, para sensibilizar a la sociedad y para poner sobre la mesa la necesidad de cambios legislativos en beneficio de las personas, y no de los bancos, en un asunto especialmente doloroso. Así como, y no es menor cosa, para que los afectados se sintieran apoyados en tan duro trance.

Pero la enorme consideración que tengo a la gente de la PAH no impide que discrepe sobre el asunto de los escraches. Es verdad que sería más fácil quedarme callado o sumarme al aplauso de tantos. Pero como entiendo que es una acción equivocada, lo digo. Como lo dije cuando los espontáneamente abucheados, zarandeados e insultados fueron, en distintas movilizaciones, Juan Fernando López Aguilar o el propio Cayo Lara (vean este último caso: http://bit.ly/k9EeoS).

Neutral

Lo digo y no por ello soy “neutral”, como ha señalado, injustamente, algún amigo bloguero. No lo soy entre los que sufren y los causantes del dolor; no lo soy entre los torturadores y los torturados; entre los opresores y los oprimidos en cualquier lugar del Planeta; entre los colonizadores y los colonizados; entre los maltratadores y las maltratadas… No lo soy, tampoco, entre los que pierden su vivienda y las entidades bancarias usureras y la legislación que beneficia descaradamente a éstas.

Y, en consecuencia, no considero que discrepar en una medida concreta me convierta en un depravado agente de Botín. Como no estar de acuerdo con alguna determinada decisión de los sindicatos,  a veces me pasa (¿a ustedes no?), me hace automáticamente aliado de Juan Rosell y de la CEOE.

Lo digo y no pongo en el mismo plano el origen y eje del problema (la gente que pierde su vivienda) que una reivindicativa acción concreta (perseguir y abuchear a diputados). Sé perfectamente que es infinitamente mucho más duro verse en la calle (culminando, con toda seguridad, otras pérdidas previas al margen de la casa: la del empleo o la de buena parte del salario) que aguantar uno o varios abucheos solos o acompañados de la familia, por desagradables que puedan resultar.

Silencio

Pero afirmar, como he escuchado y leído, que los escraches “no pueden ser cuestionados” me parece muy preocupante. Claro que pueden serlo, como la huelga general revolucionaria y las muy diversas propuestas parlamentarias. Salvo que creamos en la verdad única y en el silencio acrítico. Que espero no sea el caso.

Tengo la impresión, además, de que a la PAH no le hacía falta esta vuelta de tuerca. No va a servir para modificar la posición de los diputados conservadores respecto a la legislación sobre desahucios y en torno a la propia Iniciativa Legislativa Popular. Y, tal vez, sí para restar apoyos a la PAH de gente que simpatiza con su causa pero, legítimamente, no ve con buenos ojos este tipo de acciones; y que no por ello, no seamos simplistas, están del lado del opresor bancario.

El tema de los escraches no es nuevo. En Canarias lo puso en práctica un sindicato docente que, hace dos décadas, se manifestó en la puerta de la casa de un director general de Educación para reivindicar temas laborales; exigiendo que diera la cara el susodicho cargo, cuando en la vivienda sólo se encontraba una menor de 12 años, visiblemente asustada. No me gustó nada.

Como tampoco me gustaban los reiterados abucheos al entonces presidente Zapatero por cachorros o no tan cachorros del PP; o los escraches, que la red ha rescatado, al peneuvista Jon Josu Imaz por parte de Rosa Díez (menuda cara la suya; ahora, sin la menor autocrítica, pontifica en contra de los mismos) y la muy ‘moderada’ María San Gil.

Como no me gustaría que grupos ultracatólicos antiaborto persiguiesen a diputados o a médicos por defender la interrupción voluntaria del embarazo. Que lo argumentarán, no les quepa duda, afirmando que están defendiendo la vida; y que podrían llamarles asesinos delante de sus hijos. Como Díez y San Gil, brutal e injustamente, hacían con Imaz en distintos actos.

Manipular

La reacción del Gobierno de Rajoy y del conjunto del PP en este asunto, como en otras ocasiones, no puede ser más torpe y manipuladora. Por un lado, criminalizando a la PAH y tratando de identificarla con ETA y su entorno, cansino recurso al que recurren carentes por completo de ideas. Por otro, remitiendo una esperpéntica circular a la policía, que ha sido rechazada por el SUP al entender que es una barbaridad “identificar sin haber cometido una infracción y proponer detenciones”.

Todo menos lo que decieran hacer: sacar adelante una legislación consensuada, razonable y justa sobre los desahucios, que evite que miles de personas se vean en la calle; que posibilite, también, soluciones dignas y eficaces para el casi medio millón de personas que ha perdido su casa en los últimos años. Parchear, no ir al fondo del asunto, constituye, en mi opinión, una pésima opción.

En definitiva, seguiré apoyando la lucha contra los desahucios, con o sin escraches. Continuaré cuestionando el poder financiero sobre los gobiernos y el conjunto de la sociedad. Insistiré en que son necesarios profundos cambios en las políticas económicas, hoy convertidas en políticas anti personas. Y, aunque a algunos les parezca una herejía, y mientras no me convenza de lo contrario, mantendré mis serias dudas y mis críticas sobre los escraches.

—————–Puedes seguirme en Twitter: @EnriqueBeth

Silvio Rodríguez: ‘El tiempo está a favor de los pequeños’

http://www.youtube.com/watch?v=bCQG-egraz0

Comentarios

Hija de Rasposos dice:

…..
5.- No es lo mismo llevar a un País de la pobreza al bienestar,que de arriba llevarlo al pozo negro.España nunca fue rica…siempre-hasta en sus mejores momentos-fue un País lleno de miseria.Por eso nunca conoció lo que era una DEPRESIÓN en toda regla.Quienes la han conocido..NO LA OLVIDAN,por muchas generaciones que pasen.Los Estados Unidos en América y Alemania en Europa,sin ser los únicos,si pueden representar al conocimiento del MÁS CRUDO Y TERRIBLE HUNDIMIENTO.Por eso no lo olvidan,aunque no lo parezca.Lo tienen estampillado en sus genes y le conocen sus garras asesinas.Le tienen un terror extremo.Eso (de una o de otra forma) es lo que me parece que explica parte de sus comportamientos en la actual situación del Mundo.Ambos a su manera huyen despavoridos del monstruo.
Nosotros, ingenuos pardillos, que estrenábamos algunas comodidades,fuimos pasto del engaño fácil,haciéndonos creer que por arte del birlibirloque nos habíamos hecho ricos de la noche a la mañana.¡Como si eso fuera así de simple!.Este engaño masivo,tiene muchas explicaciones.Algunas hasta de altísima estrategia Geo-Política.Pero sin llegar a tanto, el resultado de estas inconsecuentes operaciones necesita siempre, del sacrificio desordenado y potente de grandes masas de personas.Siempre se carga el coste(nunca es gratis),sobre la vida y la hacienda de miles…¡de millones!..de seres humanos.Y una vez consumido este aquelarre infernal,..vuelta a girar la rueda, hasta el próximo encuentro fatal, que seguro empezará a percibírse en cuanto empecemos a olvidar al inmediato anterior.Parece una Ley de Vida.Pero yo me revelo contra un Sistema que -para sobrévivir y reproducirse-necesita invariablemente engullir cada tanto,carne humana de todas clases.Los Jinetes del Apocalipsis no vienen una sola vez,por el contrario,son el reloj que nos recuerda-una y otra vez-la nueva hora de la Gran Pira donde ofrecer el Sacrificio de la nueva hornada indefensa….

Hija de Rasposos dice:

IDEAS SUELTAS INTERCONEXAS
1.-No se crean la cantinela que trata de convencernos que si se acepta la Propuesta del millón y medio de firmas,no habrá más hipotecas o estas serán más cara…¡MENTIRA!..hoy mismo sin tan ni siquiera esperar su aprobación;LOS BANCOS YA NO VENDEN HIPOTÉCAS…porque NO TIENEN NI UN DURO,no x otra cosa y porque el riesgo no les compensa…ya no les quedan garbanzos que colocar en la trastienda y quienes se los adelantaban para que dieran “el pase”..no se fían de estos cafres de x aquí y no les sirven mercancía…ahora han encontrado otro cómodo echadero :LA DEUDA DE LOS PAÍSES ENDROGADOS AL 5%mínimo
2.-Si cualquier profesional,médico,ingeniero,arquitecto..hubiesen tenido la millonésima parte de la incompetencia de nuestro sistema Financiero,..y hubieran conducido al Patrimonio de sus pacientes o clientes a tal desastre….NO HABRÍA CÁRCEL TAN GRANDE COMO PARA ENCERRARLOS (a ellos y a sus descendientes…igualito k la Ley Hipotecaria)A CADENA PERPETUA ..HASTA QUÉ LOS BISNIETOS DE SUS BISNIETOS PAGARÁN LA ESTAFA DE SUS ANCESTROS.
3.-Sólo el trabajo constante,incansable, perenne-de años-junto al Poder, pueden explicar La Actual Ley Hipotecaria.Tal persistente adherencia a quienes les hemos otorgado la facultad de Regular el Tránsito de las mercaderías y demás asuntos de La Comunidad…tal pegajosa labor-digo-es la que nos permite comprender de una sentada,LAS DESIGUALDADES Y DESEQUILIBRIOS CONQUE SE TRATAN DE RESOLVER las relaciones entre los poderosos y el resto del personal.Los gordos con sus “marionetas-loro”..haciéndonos creer que trabajan en pro de La Igualdad y los demás mirándolos embobados sin entender un carajo de LA ESTAFA Y LA DESTRUCCIÓN QUE ESTÁN PERPETRANDO.La lógica que esgrimen para soportar los argumentos que sostienen a las Leyes, es una lógica trucada y para el uso de los TRILEROS entrenados en el engaño masivo.
4.-¡Es MENTIRA TAMBIÉN!..que nos quieran hacer creer que “tenemos la libertad(?)de comprar o no comprar un préstamo”…EL PEZ, ANTE EL CEBO, NO TIENE NINGUNA OPCIÓN..TIENE QUE PICAR…si no lo hace es debido a un fallo del cebo,nunca del desprevenido animalíto…El pescador lo sabe de sobra,igual que lo sabe el Prestamista que oferta su carnada envenenada…¿conclusión?…TODA ESPAÑA EN TRABAJOS FORZADOS PARA ATENDER A LAS OBLIGACIONES QUE SE REDACTARON AL DICTADO DEL PURO BENEFICIO (para más desgracia) PURAMENTE ESPECULATIVO Y SIN UN MÍNIMO DE ECONOMÍA REAL QUE MEREZCA EL NOMBRE DE ELLO…….
………ETC…ETC…ETC

alvaro dice:

El circulo del terror, todo acto violento genera violencia, el odio es reversible, el despotismo mas o menos ilustrado en este caso acomodado, despóticas practicas produce, mientras la inteligencia duerme tensa-mente esperando que alguien se ocupe de ella, pero a ella acude la fuerza del poder oculto, cada vez menos, para en sociedad continuar dominando los hilos de la economía y las voluntades de los unos y los otros mientras los extremados comportamientos de los mas débiles que en agua de cerraja como diría mi abuela.

Chema Tante dice:

Todo es cuestionable, siempre que se cuestione con argumentos, y respondiendo al argumentos del contrario. Cuestionar con comparaciones, nunca tan odiosas como en este caso; o con apelaciones al respeto al pensamiento ajeno, o con citas poco aplicables, no me parece a mí permisible. No hay que eludir el cuerpo a la cuestión principal.

Diré, para empezar que el subterfugio de la propio indecisión intelectual no puede por sí mismo invalidar la decisión firme del prójimo. Tenga en buena hora Enrique Bethencourt las dudas que tenga sobre la legitimidad del escrache. Absténgase, en consecuencia, de escrachar al opresor; pero no cuestione por eso a quienes sí lo tenemos claro. Y, sobre todo, no olvide que, en caso de dua, siempre hay que optar por la defensa del más débil.

Pero, en cualquier caso, lo que avala la legitimidad de los escraches de la PAH no es la práctica del escrache como manera de intimidación, sino la suprema razón que soporta a quien se resiste a la agresión brutal. No estamnos hablando, amigo Enrique, de docentes ni de ningún otro colectivo. Ni se trata de una situación más discutible. Estamos hablando de quienes han sido despojados de sus bienes por mor de una ley injusta y una estafa sistemática. Estamos hablando de unas gentes a quienes les niegan amparo unas señorías supuestamente sus representantes, pero que son elegidas con un sistema ilegal y antidemocrático y utilizando un poder mediático financiado con fondos de más que sospechosa procedencia.

Deslegitimar el escrache porque alguien lo utilizó o lo puede utilizar mal, no me parece un argumento aceptable.

Al amigo Enrique yo le repetiré que esta es una guerra de clases total, con una agresión declarada de los de arriba contra los de abajo. Y no cabe la neutralidad. no creo que haya que recordar la tan manida como vigente admonición de Martín Niemöller: “Lanzaron a la gente de sus casas, pero, como yo había pagado la hipoteca, no hice nada… cuando vengan por mí, no habránadie…”

Y, por úlitmo, si el amigo Enrique condena el escrache, arma utilizada desde la impotencia por la gente desamparada, que aporte cual debe ser la manera de oponerse, de manera efectiva, a la injusticia.

Es cierto que nada es incuestionable, pero en este caso mi capacidad de razonamiento y mi conciencia me dicen que los escraches no solo son procedentes, legítimos y democráticos sino que creo que deberían agradecer que el tiempo de las guillotinas es pretérito.

@juanelbarri dice:

Por desgracia el diálogo solo es suficiente en el plano teórico.
Pero que hacer cuando el contrato social que es la democracia se incumple sistemáticamente y siempre en la misma direccion?
Que hacer cuando los partidos políticos incumplen sistemáticamente los programas por los que han sido votados?
Deberemos esperar cuatro ańos para elegir a otros que al final serán los mismos?
Deberemos sumirnos en la miseria con el único recurso de una manifestación legalizada?
Para qué sirvieron los millones de personas que pidieron a ETA que no asesinara a Miguel Ángel Blanco?
Los millones que pidieron a Aznar que no entráramos en guerra?
Lamentablemente creó que sólo haciéndoles sentir incómodos, asustados, temerosos… A los que deciden podremos acortar el tiempo de sufrimiento de los que lo están perdiendo todo.
Se llega al escrache por qué no hay más remedio. Y esperemos no tener que llegar a la sangre.

Benigno dice:

Hola,si señor, para mi punto de vista lo as clavado,pero si se encontrara otra forma mas eficaz,deberiamos comentarla

Benigno dice:

Pues yo que quieres que te diga a los escarches es que no les queda otra opcion,puesto que las finas formas por decirlo de alguna manera ya no les da resulta NO LE HACEN CASO,asi que demos gracias que no se les vaya la mano a algun desesperado de mas que luego nos echaremos las manos a la cabeza y correran RIOS DE TINTA

Es muy típico esto de “Como voy a decir algo que puede indignar a gente de la izquierda, le suelto una hostia sin venir a cuento a Rosa Díez y así evito que me acusen de facha”. Pero, oiga, manda narices que equipare el increpar A LA SALIDA DE UN PLENO (lo cual llevan haciendo toda la democracia gentes de todas las ideas políticas sin mayores problemas) con acosar HASTA LA PUERTA DE SUS CASAS (que es en lo que consiste la “innovación” del escrache).

Respetables argumentos, y muy escuchados además por mucha otra gente, pero a ninguno de los que se posiciona en contra de los escraches, poniendo, eso sí, una simpatía solidaria muy cercana y sensible con los afectados por una situación tan indigna e ilegal, le he escuchado aportar ideas u otras formas de ejercer una más que legítima y necesaria presión social hacia quienes, desde una comodidad ya insultante en sus cargos de responsabilidad, después de 5 años, se permiten el lujo de seguir manteniendo la misma postura sin hacer absolutamente nada que aporte soluciones útiles y reales, no parches insuficientes …

Por cierto la foto tiene su mala ” hostia”..saludos

Desde la convicción de que toda ley que se encuentra fuera del marco constitucional, si no debiera ser ilegal, al menos habría que considerarla alegal y por lo tanto inaplicable, la Ley Hipotecaria de 1909, reformada hasta la fecha en ocho ocasiones sin haber conseguido cambiar la filosofía con la que fue concebida, es la primera manifestación violenta del ´´Estado de derecho´´, que se empeña, precisamente, en no reconocer el derecho constitucional de los ciudadanos a poseer una vivienda, al permitir que instancias privadas lo lleven a cabo, desahuciándolos y endeudándolos de por vida por haber sufrido las consecuencias de su mala gestión y su obsesión por la peor de las usuras.
Hay más violencia de estado. Como la ejercida para neutralizar las protestas de los ciudadanos, cansados de esperar, sin lograrlo, que sus representantes elegidos defiendan sus intereses en vez de la del rico. O la violencia del Sistema que representa dejar sin empleo a seis millones de trabajadores. O la violencia que tienen que sufrir un 25% de la ciudadanía que se halla en el límite de la exclusión social, por el compromiso adquirido por nuestro Estado con los intereses de los especuladores extranjeros.
Violencia de Estado es proporcionar al usuario una Sanidad pública cada vez más deficiente con el objeto de primar una atención sanitaria privada, más cara, por más que quieran hacernos creer lo contrario, y menos eficaz.
Por eso, Enrique, contradiciendo tu prudente sugerencia, yo no puedo resistirme a la tentación de responder a la provocación, no fuera el caso que ellos, los que no nos representan y su aparato policial, creyesen que hemos bajado la guardia. Estamos en la obligación de hacerles saber que somos más y encima tenemos razón.

Deja un comentario